SOCIEDAD DIGITAL INCLUYENTE

Una respuesta social a la violencia en línea.

Las consecuencias sociales de inequidad derivadas de la pandemia COVID 19 han acrecentado en Colombia los índices de xenofobia y violencia en línea. La plataforma denominada barómetro de la xenofobia determinó, que estos actos ya no solo están en las calles sino también en las redes sociales, detectó que “el crimen siempre termina siendo relacionado con los migrantes”. De cien mil mensajes en redes sociales, un 55% apuntaba a los ciudadanos provenientes de Venezuela como protagonistas de crímenes. El barómetro sobre la xenofobia busca “incidir en los imaginarios sociales y el lenguaje negativo que provoca o viraliza mensajes de odio y rechazo”.

 

Según Irene Cabrera, directora del observatorio de migraciones de la Universidad Externado de Colombia, “cada vez que se hace referencia a la presunta participación de una persona venezolana en un presunto acto de crimen o violencia casi siempre se replican en las redes sociales los mensajes que contienen odio, incitando a la violencia hacia esta población”. Un dato de especial interés es que las ciudades que menos presentaron altos índices de xenofobia fueron las ciudades fronterizas, siendo Bogotá uno de los principales focos de discriminación en línea.

 

Según lo evidenciado en nuestra intervención social, esto afecta no solo a los migrantes provenientes de Venezuela, sino también a las organizaciones que trabajamos en la atención a estas poblaciones. Solo 27 de 30 organizaciones bogotanas en los espacios que intervenimos desde 2020, manifiestan contar con las herramientas pedagógicas para responder a hechos de discriminación y el 100% manifiesta no poseer conocimiento alguno para responder a la violencia digital que se genera en este entorno. Es allí en donde surge la necesidad de no dejar sin iniciativas pedagógicas en prevención y reducción de la violencia en línea y la discriminación en los entornos digitales a la sociedad civil de la región capital.

“Sociedad Digital Incluyente” es una apuesta de la Corporación Cambio Sostenible que con el apoyo de Derechos Digitales América Latina, busca aportar a la protección de los derechos humanos en los entornos digitales de la población migrante en Colombia, a través de la creación de una respuesta eficaz y unificada ante los eventos de violencia digital y xenofobia en internet con 30 organizaciones que promueven los derechos humanos, la cultura de paz y la inclusión migratoria en la ciudad de Bogotá D.C y otros municipios de Cundinamarca.

Estos espacios de conversación que profundizan los temas y permiten a las organizaciones socializar sus conocimientos y generar respuestas con base a sus experiencias sobre soluciones a la violencia digital dentro y fuera de línea en los ámbitos de Derechos Humanos y TICS, Comunicación Organizacional en los Entornos Digitales e Inclusión Digital.

Todo esto constituye un esfuerzo que surge desde la sociedad civil en aras de promover los derechos humanos y los espacios seguros en los entornos digitales, una labor que se continúa ejerciendo a través del espacio virtual denominado “Sociedad Digital Incluyente” en donde las organizaciones beneficiarias se convierten en agentes replicadores de las buenas prácticas comunicacionales.

 

Ante esta exitosa experiencia de fortalecimiento y las transformaciones que aún se pretenden lograr en la conciencia colectiva del país, se requiere una duplicación de esfuerzos que sigan sumando a diversos actores.

 

Francisco Javier Rigual Cótua.

Abogado

Coordinador de Derechos Humanos.

Escribió para Cambio Sostenible.